El Estrés y sus mitos

Preexisten falsas creencias en relación al estrés. Una de ellas es que esta sensación es infernal, cuando en sí, en niveles saludables, consigue llevarnos a ser productivos.

 

conoce-10-mitos-que-hay-detras-del-estres-universia-ecuador-

Otro mito exhibe que luchar con las tensiones es una tarea amplia y ardua, sin embargo el camino puede ser placentero y hasta divertido.Hay quienes dicen aliviar la ansiedad al comer o beber en exceso, mientras que los especialistas proponen una alimentación saludable para combatirla. A continuación les mostraremos algunos conceptos acomodados que difieren de ser 100% ciertos.

  •  El estrés siempre es malo: Si nos dejamos llevar por este mito, no padecer estrés nos haría sanos y felices. Sin embargo, la Asociación Psicoanalítica Americana mantiene que esta emoción para los humanos es como la cuerda de un violín, porque al haber poca tensión, el sonido es extinguido y sin temple, pero de hallarse excesiva se vuelve destemplado y la cuerda podría destrozarse. La clave es saber esgrimirlo, ya que cierto grado de estrés nos induce a sentirnos lucrativos y de buen ánimo en cambio, si no se lo controla, es dañino y potencialmente mortal.
  • Como el estrés está en todas partes, no se puede hacer nada para combatirlo: Mas allá de que se viven tiempos arduos y exigentes, se consiguen seguir estrategias simples para no sentirse tan agobiado. Una manera es fundar prioridades y no tratar de responder a todos los problemas en simultáneo. Cuando el estrés está mal maniobrado es peligroso hacerlo, pero trata de consultar a tus pares sobre cuál es el primer punto del cual debes ocuparte debido a la urgencia y la importancia. No quieras concretar todo en un día, sino tomate tu tiempo, fíjate objetivos chicos y a corto plazo.
  • Sin síntomas no hay estrés: Esta es otra creencia falsa que consigue infringir contra el correcto manejo de la emoción. Ocultarla con medicamentos podría privarte de identificar las señales y así disminuir la atención en notar trastornos en tus sistemas fisiológico y psicológico. Además debes tener en cuenta los síntomas secundarios, como dolores de cabeza, acidez estomacal, ya que éstos lograrían revelarte que no estás tomando las riendas de tu vida y que necesitas ayuda.
  •  Las tensiones nos afectan a todos por igual: Algunos factores que incitan el estrés en algunas personas no lo hacen en otras como, por ejemplo, hacer trámites, rendir exámenes finales, hablar en público, casarse, etc. Cada individuo se manifiesta de una manera distinta a las situaciones de la vida.
Loading Facebook Comments ...

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.